Contratar plan de pensiones según edad

Plan de pensión en función de la edad

Contratar plan de pensiones según nuestra edad

No hace mucho os dábamos pautas y consejos para rentabilizar vuestros planes de pensiones.

Lo hacíamos en base a la diversificación: en diversas entidades, diversos planes o con el de tipo mixto. Hoy hemos querido adaptar el contenido a una necesidad que nos encontramos frecuentemente: la edad.

Muchas dudas giran en torno a la edad de contratación. Y es cierto que podemos encontrar una solución específica para cada momento. Por ello hemos distribuido las recomendaciones para invertir en un plan de pensiones en función de la edad.

Distintos tipos de planes de pensiones a contratar

Jóvenes menores de 30 años

Cada vez son más los que se plantean empezar a ahorrar más pronto. El futuro se vislumbra más temprano. Cierto es que anticipando el inicio del ahorro logramos ralentizar esfuerzos. Algo así como la cigarra y la hormiga. Por eso consideramos que el plan a largo plazo más rentable es el de la renta variable, aún a pesar de su volatilidad y riesgo.

Entre 40 y 50 años .

La edad de vida laboral respecto a los menores de 40 años se acorta, pero todavía se mantiene un margen amplio para asumir riesgos. Por ello planteamos un plan con rentabilidad múltiple. Invertir una proporción en renta fija servirá para reducir la volatilidad.

De 50 a 55 años

Plan 40% de renta variable y 60% de renta fija, de 50 a 55 años
Aumentamos la edad, reducimos la asunción del riesgo. Similar al razonamiento anterior, invertimos los valores del tipo de renta. El mantenimiento de la renta variable nos proporcionará un extra de rentabilidad.

De 55 a 60 años

Mantenemos los planes mixtos como la mejor opción, pero rebajando la exposición al riesgo. En esta franja el capital acumulado en la renta fija ya debe tener una gran proporción.

A partir de los 60 años

Teniendo la edad de jubilación tan cercana, lo mejor es optar por una rentabilidad fija o incluso un Plan de Previsión Asegurado (garantizado) que minimice al máximo el riesgo. El objetivo principal a partir de los 60 años debe ser la conservación del capital para disfrutarlo una vez llegue la jubilación.

Como podemos observar, el rigor genérico que debemos seguir para escoger un plan de pensiones en función de la edad gira en torno a su rentabilidad. La edad más cercana a la jubilación nos obliga a buscar una mayor seguridad.

No obstante, la rentabilidad de los planes de pensiones no giran en torno a valores fijos e inamovibles. Por eso te ofrecemos contar con un Asesor de Seguros Personal. Para garantizarte un buen plan, sea cuál sea tu edad.